Tuesday, January 31, 2023
InicioNewsEDITORIAL : El Régimen Iraní Está en Estado De Descomposición

EDITORIAL : El Régimen Iraní Está en Estado De Descomposición

El régimen iraní está en estado de descomposición

En las últimas semanas, las más altas autoridades del régimen de Irán han reconocido la corrupción endémica y los casos sin precedentes de luchas internas.

La semana pasada los mulás Mohammad Yazdi y Sadeq Amoli Larijani publicaron dos cartas separadas en las que se acusaron mutuamente de corrupción y malversación de fondos con las más severas palabras. Las cartas desencadenaron una nueva crisis dentro del régimen. Ambos son mulás de alto rango que anteriormente han sido jefes del Poder Judicial del régimen. Larijani actualmente dirige el Consejo de Expediencia mientras que Yazdi es un miembro de alto rango de este Consejo.

Ambos se encuentran entre los funcionarios más cercanos al Líder Supremo Ali Jamenei. Las cartas aparecieron después de informes en medios estatales sobre una serie de casos de malversación de fondos que involucraban a altos funcionarios del régimen. Yazdi acusó a Larijani, quien dirigió el Poder Judicial durante 10 años, de ser una persona ‘corrupta’. Cuestionó a Larijani sobre su riqueza y los palacios que ha construido. Recíprocamente, en una carta abierta, Larijani llamó a Yazdi una persona ‘corrupta’ e ‘incompetente’. Larijani también escribió que posee un gran volumen de información sobre la participación de altos funcionarios del régimen en la corrupción. Amenazó con revelar esos casos si sus adversarios arrojaban más luz sobre los casos que lo involucraban.

La publicación de las cartas de los dos mulás desencadenó una crisis en el régimen. Los observadores lo ven como una indicación del estado de quiebre del régimen, ya que los dos se encuentran entre los más altos funcionarios y ambos pertenecen a la facción de Jamenei. El estado de quiebre también se puede ver en la reacción de otros mulás influyentes a esta crisis.

El mulá Mohammad Javad Kermani, un alto funcionario del régimen, dijo: “creo que nuestro sistema está altamente contaminado con cáncer, y el cáncer está en todo el sistema y necesitamos quimioterapia”.

Naser Makarem Shirazi, otro mulá influyente de alto rango, dijo: “debemos poner fin al conflicto. Este tipo de conflictos nunca tienen resultados claros, y solo encienden la llama de la sedición ”.

La palabra “sedición” en el léxico de los mulás se traduce como “levantamiento popular”. Este mulá estaba claramente reconociendo que las luchas internas, especialmente a este nivel, podían encender la llama de un levantamiento.

A medida que surgen indicios del fin del régimen, las luchas internas en el régimen han alcanzado niveles sin precedentes, mientras que la corrupción y la malversación de fondos también están en su apogeo. La situación recuerda la fase final del régimen del Sha.

Además, la reciente visita a Europa del Ministro de Relaciones Exteriores del régimen, Mohammad Javad Zarif, fue otra señal del estado de quiebre del régimen.

El 21 de agosto, en reacción a las protestas de los partidarios de la Resistencia iraní contra su presencia en Suecia, Zarif dijo: “pída a cualquiera de esos individuos que estén afuera que asistan a cualquier reunión con los iraníes (es decir, con Guardias y agentes revolucionarios del régimen) y luego vean si sobrevivirán. No quedarían con vida ni un minuto … Ni siquiera pueden quedarse en Iraq porque el pueblo de Iraq (es decir, los representantes del régimen en ese país) se los comerán vivos”.

Como llamado “moderado”, se esperaba que Zarif mantuviera su falso comportamiento moderado. En cambio, su reacción a una manifestación pacífica de los partidarios de la Resistencia iraní reveló tanto la naturaleza inhumana del régimen medieval como la situación crítica que enfrenta, una reacción que solo muestra el estado de quiebre del régimen y su temor a su alternativa.