Thursday, December 8, 2022
InicioNewsIrán intenta saltarse las sanciones estadounidenses contra su sector petrolero

Irán intenta saltarse las sanciones estadounidenses contra su sector petrolero

Irán intenta saltarse las sanciones estadounidenses contra su sector petrolero

Shahriar Kia

SHANA, el sitio web de noticias del Ministerio de Petróleo, informó que Irán, en un segundo intento por eludir las sanciones de Estados Unidos, vendió a empresas privadas 700,000 barriles de petróleo crudo. Los barriles fueron comercializados en la bolsa de energía del país.

El petróleo fue vendido a tres empresas cuyo nombre no fue relevado. Un envío de 210,000 barriles, y los otros dos con 245,000 barriles cada uno, se vendieron a $ 64.97 por barril. Las sanciones de los Estados Unidos contra el sector petrolero de Irán entraron en vigor la semana pasada el 5 de noviembre. En preparación, Irán comenzó a vender su petróleo crudo a empresas del sector privado a fines del mes pasado.

El régimen iraní está claramente en una situación desesperada y está recurriendo a una serie de medidas para sobrevivir. La situación doméstica está ejerciendo mucha presión sobre el liderazgo del país y la gente ha atacado repetidamente al régimen por la corrupción económica generalizada que abunda en todos los niveles. El Líder Supremo, el ayatolá Ali Jamenei, ordenó el establecimiento de tribunales especiales en un intento de combatir el crimen económico. Hasta ahora, los tribunales especiales han dictado la pena de muerte a varias personas.

En lugar de asumir la responsabilidad y poner en práctica medidas que prevengan más delitos económicos y corrupción, el régimen está adoptando su método habitual de prisión y penas de muerte para disuadir a otros.

Esto recuerda a su actitud cuando se trata de lidiar con la disidencia y la oposición. Arresta, encarcela, tortura e incluso ejecuta opositores políticos y cualquiera que simpatice con la oposición. Hay una gran cantidad de presos políticos en Irán y las organizaciones internacionales de derechos humanos han expresado su grave preocupación por la situación.

Los disidentes políticos han sido el blanco durante décadas. En lo que se conoce como la masacre de 1988, más de 30,000 presos políticos fueron ejecutados en el lapso de unos pocos meses. La oposición era, y sigue siendo, una amenaza importante para la supervivencia del régimen. Esto es más cierto que nunca ahora que las personas están desesperadas por un cambio. Quieren libertad, democracia y derechos humanos y saben que la única forma de poder disfrutar de esto -que en Occidente damos por sentado- es a través de un cambio de régimen.

El pueblo de Irán cuenta con el apoyo de la Resistencia, una organización que es la única alternativa organizada y viable al gobierno administrativo en Irán. Y esto es lo que hace que la Organización de Muyahidines del Pueblo de Irán (OMPI/MEK) sea un objetivo del régimen iraní porque es popular tanto dentro como fuera de Irán. Ha estado presente en cada desarrollo importante en las últimas décadas y conocen al régimen mejor que nadie.

El pueblo de Irán está pasando por algunas dificultades importantes, como el elevado costo de la vida y la terrible disminución de los servicios sociales. A pesar del impacto de las sanciones de los Estados Unidos que hacen que sus vidas sean más difíciles, estas también traen la esperanza de que la creciente presión internacional, junto con la presión doméstica que están ejerciendo y manteniendo, haga que el régimen colapse más pronto que tarde.

La determinación del pueblo iraní debe ser elogiada y apoyada por todas las personas amantes de la libertad en todo el mundo.