Friday, December 9, 2022
InicioNewsIrán: 43 ejecuciones en 9 días

Irán: 43 ejecuciones en 9 días

En los últimos 9 días al menos 43 personas han sido ahorcadas en Irán, entre ellas tres ejecuciones públicas, al menos tres jóvenes -incluyendo uno que tenía 14 años al ser arrestado-, y dos mujeres

Tras el fracaso de las negociaciones nucleares y el aumento sin precedentes del precio del pan, el fascismo religioso en Irán ha incrementado las ejecuciones en masa por temor a levantamientos sociales populares. Con la ejecución de 18 prisioneros el 2 de diciembre, el número total de ejecutados del 24 de noviembre al 2 de diciembre llega a 43 -la mayoría en secreto-. Algunas de las ejecuciones registradas en este periodo son:

El 2 de diciembre 11 prisioneros son ultimados en la prisión Ghezel Hesar de Karaj, Una prisionera y su esposo (también reo) y un ciudadano afgano se encontraban entre los ejecutados. Esta fue la quinta en la reciente serie de ejecuciones grupales en prisiones iraníes. Tras ser transferidos estos prisioneros el 1ro de diciembre a celdas solitarias a la espera de su ejecución, sus compañeros de la sección 2 de la prisión Ghezel Hesar comenzaron una huelga de hambre para protestar contra las ejecuciones grupales y detener la ejecución de sus compañeros. El jefe de la prisión amenazo con ejecutar a 200 personas si se continuaba con la protesta.

El mismo día 2 de diciembre, cuatro prisioneros incluyendo una mujer en la prisión central de Urumia y tres otros detenidos en la prisión de Bandar Abbas  fueron ejecutados.

El 28 de noviembre fueron ahorcados dos prisioneros en Ardabil y Qom.

El 27 de noviembre tres prisioneros fueron ejecutados en público en Mashhhad y la ciudad de Jaghtay. El prisionero de Jaghtay -en la provincia de Khorasan- era un joven de 20 años ejecutado por sus verdugos a pesar de haber recibido el perdón del demandante.

El miércoles 26 de noviembre cinco prisioneros fueron ejecutados colectivamente en la prisión Karaj Gohardasht, dos más -incluyendo uno de 23 años- en la prisión Qazvin y otro más en la prisión Sari.

El 25 de noviembre 10 prisioneros fueron ahorcados en público en la prisión Karaj Ghezelhesar. El mismo día, en la prisión de Tabriz, verdugos ahorcaron a Rahim Nourollah-Zadeh, un joven prisionero quien tenía apenas 14 años cuando fue arrestado. Además de él, entre los otros prisioneros ejecutados, Fardin Jafarian, Ahad Akbari, Behnam Hakim Khani y Mohsen Moghadam tenían menos de 18 años cuando fueron arrestados.

El 23 de noviembre un prisionero fue ejecutado en la prisión central de Kashan.

En la tercera semana de Noviembre, en la ciudad de Cheram provincia de Kohgilouye y Boyer-Ahmad, fuerzas estatales de seguridad azotaron a cuatro personas. Mohammad Moussavi, cmandante de la policía de Cheram dijo: “La seguridad de la gente [es decir, del clero religioso] es la principal preocupación de las fuerzas del orden y no cederán en la implementación de esta tarea (…) el sistema judicial no tolerará de ninguna manera lidiar con estas personas”.

El silencio y la inacción de la comunidad internacional contra el castigo inhumano y las arbitrarias ejecuciones grupales han motivado al fascismo religioso en Irán a continuar estas prácticas. Este régimen medieval debe ser rechazado en la comunidad de naciones por crímenes contra la humanidad, y el caso de estas violaciones debe ser referido al Consejo de Seguridad. Los líderes del régimen, que son una desgracia para la humanidad, deben ser llevados ante la justicia.

Secretariado del Consejo Nacional de la Resistencia de Irán